Propone UDC castigar a quienes agredan a personal médico y hospitalario

En solidaridad con el personal médico y de salud, Unidad Democrática de Coahuila (UDC) propuso reformas al Código Penal para sancionar las agresiones contra servidores de salud pública o privada.

La propuesta fue presentada por el Coordinador de los Diputados de UDC, Emilio Alejandro De Hoyos Montemayor conjuntamente con la Diputada, Zulmma Verenice Guerrero Cázares.

La iniciativa contempla adicionar al artículo 313 bis (Violencia contra miembros o integrantes de instituciones de salud pública o privada).

“Se impondrá de tres meses a dos años de prisión y de doscientos a quinientos días multa, a quien ejerza violencia contra un miembro o integrante de instituciones de salud pública o privada, por razón de sus funciones o para obligarlo a ejecutar u omitir algún acto propio de su cargo o a realizar uno contrario a sus deberes oficiales.

“Si la violencia a que se refiere el párrafo precedente ocasiona una o más lesiones de las previstas en las fracciones II a VIII del artículo 200 de este código, se aplicarán las reglas del concurso de delitos”.

De Hoyos Montemayor recordó que los valores de: Solidaridad, empatía, colectividad y afecto se han puesto en práctica en todo mundo como forma de agradecimiento a todo el personal médico que actualmente se encuentra en la primera línea de batalla contra la propagación y mitigación del virus SARS COV 2, que genera el coronavirus COVID- 19.

Lamentó que en el caso de México, en los últimos días y conforme aumenta el número de contagios por coronavirus y por ende las salas de urgencia de los hospitales se ven cada día más saturadas y algunas colapsadas, el personal médico además de lidiar con las preocupaciones que genera el trabajar en instalaciones con poco personal y con saturación y desabasto de equipos médicos y de protección, ahora están siendo víctimas de violencia por familiares de pacientes con cuadros de coronavirus que necesariamente y por protocolo tienen que ser aislados.

“Lo anterior no solo resulta en una agresión, sino que incluso pone en riesgo su vida al poder ser contagiados por el virus”, expuso.

El legislador por el Distrito I, destacó que esta iniciativa pretende es enmendar el problema a los que miles de personas que dedican su vida al servicio están expuestos, ante las agresiones que se han originado en los últimos días por motivo de la pandemia del coronavirus, y es que ni la ignorancia ni el desconocimiento de los protocolos por parte de los familiares de los pacientes con coronavirus justifica la más mínima agresión a quienes tienen que estar concentrados y con la máxima atención de sus conocimientos en el cumplimiento de los protocolos de cuidado y de atención a los pacientes que portan el COVID 19.

Con estas reformas Coahuila se suma a las acciones que se han tomado desde los Congresos Locales de Jalisco, Tlaxcala, Colima, Oaxaca y Yucatán en favor del personal médico y su integridad, nosotros estamos haciendo lo propio con esta iniciativa.

“Desde la representación de la Organización de las Naciones Unidas en nuestro país, a través de su Coordinador Residente, ha declarado que si existe un grupo a quien hay que proteger hoy en día, es justamente al personal de la salud a quien debería de implementarse toda acción y programa que garanticen su integridad”, expuso.

El también Coordinador de la Junta de Gobierno del Congreso del Estado destacó que con esta iniciativa se estará inhibiendo cualquier manifestación de violencia contra miembros o integrantes de instituciones de salud pública o privada, y se estará marcando un hecho sin precedentes en la entidad y también se velará por aquellos que se encuentran en el primer frente de batalla y quienes exponen su vida para salvar la de los demás.

Además, sostuvo bajo la adición que se propone, busca que se garantice la integridad del resto de los miembros de las instituciones de salud pública o privada en el ejercicio de sus funciones, puesto que, en todos, desde todas las trincheras de las instituciones de salud, recae la gran responsabilidad de garantizar la salud de la sociedad, sobre todo en momentos de crisis y de pandemia que ha afectado a todo el mundo.