Incompleta y mercantilista nueva reforma nueva de Servicio Médico para Maestros: UDC

La Ley de Servicio Médico para los Trabajadores de la Educación del Estado está incompleta, con sentido mercantilista y no recoge las demandas más sentidas de los maestros, destacó el coordinador del Grupo Parlamentario de Unidad Democrática de Coahuila, Emilio Alejandro De Hoyos Montemayor.

El Congreso del Estado aprobó por mayoría priísta con algunos Diputados aliados reformas que consolidan figuras como copagos, endeudamiento y servicios médicos a los trabajadores de la educación, aun cuando la Ley les garantiza el servicio de salud.

“Unidad Democrática de Coahuila quiere dejar claro que en la lucha por los beneficios de la salud de los maestros no estuvieron, ni estarán solos.

“Hoy actuamos responsablemente en el análisis de una Ley que nos parece, no recoge inquietudes básicas como garantizar el derecho a la salud de los maestros sin contemplar diversos conceptos en perjuicio de los derechohabientes y de los servicios de salud de los trabajadores de la educación”, enfatizó el Diputado del Distrito I.

En tanto la Diputada udecista Zulmma Verenice Guerrero Cázares, destacó que la reserva de diez artículos es porque no garantizan las demandas de los maestros como el derecho a la salud, eliminar ambigüedades en la legislación y quitar al fuerza a la sección 38 que tanto les ha dañado.

UDC se reservó los siguientes numerandos en las fracciones VI, VIII, XIV y XVI del artículo 3; el primer párrafo y la fracción V del artículo 7; el artículo 8; el último párrafo del artículo 11; las fracciones I y III del artículo 12; el artículo 25; las fracciones X y XIV del artículo 27; la fracción VI del artículo 37; el artículo 41 y el artículo 43 de la iniciativa de Ley que se discutió.

De Hoyos explicó que el contenido de esta propuesta en las fracciones VI, VIII, XIV y XVI del artículo 3; la fracción VI del artículo 7 y el artículo 8 establecen conceptos que permiten la comercialización del servicio médico al que por Ley tienen derechos los trabajadores de la educación en activo, así como los maestros jubilados.

“No coincidimos en conceptos como copago, planes de protección o seguros de gastos médicos, fondo de garantía, así como créditos por adeudos por tratarse de conceptos meramente recaudatorios e improcedentes debido a que los maestros ya han cotizado y hecho sus aportaciones durante sus años en activo”, expuso.

El legislador insistió que el que el estado tiene la obligación de garantizar el servicio médico a los trabajadores de la educación y no dejarlo a conceptos tan efímeros como el “auxilio”.

Además enfatizó que con la reforma aprobada, los beneficios en materia de seguridad de los trabajadores y sus familiares serán limitativos.

El legislador destacó que el voto ponderado dentro del Consejo de Administración que establece en la Ley permite el control de nuevo cuenta de la Sección 38. UDC propuso que fuera por mayoría.

Lamentó que no hubo voluntad política para cambiar esquemas ya obsoletos, y sea el Consejo de Administración quién defina la contratación del personal idóneo y no una sección sindical, ya que no le compete la contratación de personal de un organismo descentralizado.

“Que quede claro a la ciudadanía que UDC rechazó avalar un sentido mercantilista que se la está dando al servicio de la salud de los maestros. El derechohabiente no puede tener adeudos si lo único que hicieron fue cumplir con sus aportaciones y sus cuotas. Reconocer adeudos significa avalar conceptos como copagos, planes de protección, fondo de garantía, entre otros”, expuso.